logo diario longino

Olas de calor, la embestida del cambio climático en la sobrevivencia de nuestras plantas

Compartir por RRSS :

En los últimos meses el calor no ha dado tregua, registrándose más de 50 olas de calor en diferentes localidades del país. Particularmente este mes de diciembre hemos sentido el embate del cambio climático, siendo el mes más cálido de los últimos 10 años desde Santiago al sur, lo que no augura un mejor enero y febrero.

“Así como nosotros nos resentimos del calor y buscamos diferentes alternativas para sentirnos un poco más cómodos y frescos, las plantas también sufren con las olas de calor, más aún cuando no pueden moverse del lugar en que han sido colocadas, estén cómodas o no. Por esta razón, es vital pensar en que podemos hacer para que nuestras plantitas no mueran en el intento de sobrevivir a este verano”, señala Cecilia Ramos, académica de la Escuela de Agronomía de Universidad de Las Américas.

En ese sentido, hay varias cosas que podemos hacer para brindarles más comodidad y larga vida, agrega. Una de las primeras medidas que podemos adoptar es privilegiar plantas que gusten y toleren mejor el calor de verano, como cactus y algunas suculentas, no obstante, así como no todas las suculentas gustan del calor hay otras plantas que simplemente no lo toleran. “Entonces una medida clave es procurar mantener la humedad alta el mayor tiempo posible, para esto se pueden utilizar pulverizadores manuales para rociar el ambiente en altura y generar una nube de pequeñas gotitas o bien colocar agua en los humificadores utilizados en aromaterapia que permiten generar una nube de agua más constante. Esta medida también aplica para plantas que estén al interior de la casa, donde la humedad relativa del ambiente baja considerablemente en las horas de mayor calor”, explica Cecilia Ramos.

Añade que otra medida que podemos adoptar es evitar dejar plantas expuestas al sol directo, pues además de correr el riesgo de que sus hojas se bronceen o derechamente se quemen o marchiten, se desencadenará un estrés térmico que a la larga provocará otros daños colaterales. Siempre será mejor que las plantas reciban luz más que sol directo. En ese sentido, la sombra de un buen árbol, o el uso de mallas o toldos de vela pueden hacer la diferencia.

Cecilia Ramos explica que “otra importante medida que debemos considerar es evitar fertilizar las plantas en verano, pues de por sí en esta época las plantas están más susceptibles al estrés por lo que estarán enfocadas en lidiar con éste, desviando poca energía para aprovechar los nutrientes provenientes de la fertilización, incluso siendo contraproducente y propiciando un mayor estrés acumulativo”.

La académica de la Escuela de Agronomía dice que otras medidas más sencillas que podemos adoptar en beneficio de nuestras plantitas es procurar regar por la noche o temprano en la mañana, evitando la evapotranspiración excesiva y aumentando la eficiencia en el uso de agua. Añade que si las plantas están en contenedores, es mejor evitar aquellos de plástico, metal o de colores oscuros como el negro, pues el sustrato se calienta mucho más rápido por efecto de los rayos de sol y el calor. Recomienda un buen acolchado con compost, incluso hojas secas o corteza de pino sobre la maceta o directo en el suelo, ya que ayudarán a mantener la humedad más tiempo y amortiguará el exceso de calor en las raíces.

Finalmente, para el caso de árboles o jardines de mayor tamaño, el uso de riego automatizado, como el de goteo, contribuirá a mantener un bulbo húmedo en torno a las raíces de manera constante, evitando el estrés hídrico al que se pueden ver sometidas aquellas plantas que se encuentran ubicadas bajo sol directo.

Indicadores Económicos
Sábado 4 de Febrero de 2023
  • UF: $35.301,14
  • Dólar: $781,49
  • Euro: $853,62
  • IPC: 0,30%
  • UTM: $61.954,00
Clima
Publicidad
Últimas Noticias
Facebook
Twitter

Please set your twitter API settings from here element pack settings to show your map correctly.

logo diario longino
Cambiar Contraseña

Ingrese su dirección de correo electrónico o nombre de usuario. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.