logo diario longino

Guerra Ucrania – Rusia

Compartir por RRSS :

En la madrugada del hoy viernes sigue el bombardeo  contra Kiev

Se presume que pronto la ciudad será dominada por los soldados rusos

El cuerpo de un hombre vestido de civil figuraba en la calle de un barrio residencial del norte de Kiev, donde tropas ucranianas estaban apostadas en una vivienda de dos pisos para enfrentar el asalto de las fuerzas rusas, según dio cuenta la agencia France Presse. Unos metros más lejos, un grupo de médicos arribó para ayudar a otro ciudadano, que conducía un automóvil civil que quedó completamente destrozado por las orugas de un vehículo militar blindado.

El ataque de Rusia a Ucrania -que se inició la madrugada del jueves- por distintos frentes, llegó la madrugada de hoy a Kiev, primero con bombardeos y posteriormente con tropas en terreno. En la capital ucraniana sonaban las sirenas y se escuchaban disparos de artillería, en un ataque que ha sido comparado con la primera guerra de Chechenia debido a su desorganización (1994-1996).

“Durante los últimos 20 años, Rusia ha adquirido cohetes, tanques, bombas y se ha jactado de su propio poder militar. El culto al Ejército estalinista maduró y se consolidó. El monstruo infernal ‘del tamaño del cielo’ resultó ser un malvado enano ilusionista. El hechizo se rompió. El poder imperial resultó ser una farsa. El triunfo no se produjo. Ahora el Ejército de (el Presidente ruso, Vladimir) Putin, que sufre graves pérdidas, de alguna manera va de pueblo en pueblo y se encuentra con el heroísmo de los ucranianos en todas partes. Lo que veo no es diferente del Ejército ruso en la primera guerra Chechena. La misma mediocridad de mando, el mismo caos, los mismos reclutas. Y la misma pasión por el bombardeo sin sentido e infructuoso. ¿Recuerdan cómo terminó la Primera Guerra

Chechena?”, escribió en su cuenta de Telegram el cientista político ruso, Alexander Nevzorov.

El experto hizo referencia a este conflicto que comenzó cuando el Ejército ruso intentó recuperar el control de la república de Chechenia que se desarrolló entre diciembre de 1994 y agosto de 1996, cuando tuvo lugar la devastadora y final batalla de Grozni. En ese entonces, pese a tener una fuerza superior en soldados, armamentos, apoyo aéreo, y haber capturado Grozni (la capital chechena), las fuerzas rusas no pudieron establecer un control efectivo del área montañosa, por causa de certeros ataques de los guerrilleros chechenos. La fuerte desmoralización de las tropas rusas llevó al entonces Presidente Boris Yeltsin a declarar un cese del fuego unilateral en 1995 e iniciar la retirada de tropas al año siguiente. La cifra oficial de muertes de militares rusos fue de 5.500, pero algunas estimaciones llegaron a hablar de 14.000 fallecidos. En el lado checheno, se estima que murieron entre 3.000 y 15.000 personas.

Con el correr de las horas las tropas rusas se acercaban a Kiev desde el noreste y el este, según el Ejército ucraniano, y crecía el temor a que la capital caiga en manos de Moscú en el segundo día de la invasión militar. Por otro lado, la OTAN anunció que activó los planes de defensa para las naciones aliadas.

El Presidente Putin habría tenido una conversación con el Presidente chino Xi Jinping en la que le habría dicho que Moscú estaría lista para negociar con Ucrania a un alto nivel, según indicó la Televisión Central de China. Por otro lado, el mandatario ruso dijo que estaba dispuesto a enviar una delegación a Minsk, capital de su aliado Bielorrusia, para llevar a cabo negociaciones con Ucrania. Sin embargo, los analistas no creen en el éxito de estas negociaciones. “Las condiciones de Rusia equivalen efectivamente a la rendición de Ucrania”, escribió en su cuenta de Twitter el corresponsal del diario Financial Times en Moscú, Max Seddon. Y recordó que Bielorrusia alberga a las fuerzas rusas que atacan Ucrania, “lo que hace que la perspectiva de conversaciones allí sea poco probable”, indicó.

Hasta ahora, el gobierno ruso se ha negado a participar en negociaciones con Ucrania, pese a las repetidas demandas del Presidente Volodimir Zelensky antes de que comenzara la invasión rusa. Zelensky había dicho, horas antes de que comenzara la ofensiva, que había intentado en vano hablar con Putin. El ministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguei Lavrov, dijo hoy que Rusia estaba dispuesta a negociar si Ucrania “deponía las armas”.

El Kremlin dice que analizará la oferta de Zelensky de discutir un estatus de no alineado para el país mientras la ofensiva militar rusa está en en Kiev. El mandatario ucraniano, por su parte, se mostró dispuesto a mantener conversaciones sobre el tema. Preguntado por la oferta del Kiev, el vocero del Kremlin, Dmitry Peskov, la describió hcomo “un movimiento en una dirección positiva”. “Hemos prestado atención a eso y ahora tenemos que analizarlo”, añadió.

Pero Lavrov dijo que Zelensky “simplemente miente” al ofrecerse a discutir el estatus de no alineado para su país. A juicio del canciller, el mandatario ucraniano “perdió la oportunidad” de discutir la condición de neutralidad de Kiev cuando su homólogo ruso, Vladimir Putin, se lo propuso. Putin ha alegado que Occidente no le dejó más opción que invadir el país vecino al rechazar su petición de dejarlo fuera de la OTAN.

“Creo que no hay duda de que habrá un cambio de poder en Ucrania. (El canciller) Lavrov acaba de declarar que Rusia no permitirá que los nazis gobiernen. La pregunta principal es cómo Moscú cambiará el régimen. Está claro que de Zelensky solo se espera una capitulación. Yendo más lejos ¿Quién será elegido? ¿(el político ucraniano, Yevhen) Murayev? ¿(Viktor) Medvedchuk? ¿Dónde va a obtener legitimidad? ¿Cómo negociar con la sociedad ucraniana, que se ha entrenado en deshacerse de presidentes censurables? Sacar al gobierno actual no es un problema, pero construir uno nuevo, estable y legítimo será un problema serio”, advirtió en su cuenta de Telegram, la analista rusa Tatiana Stanovaya.

Caos en Kiev

La inteligencia de Estados Unidos insistió hoy que la capital ucrania iba a ser capturada por las fuerzas rusas en los próximos días. El alcalde de Kiev, Vitali Klitschko, pidió a los residentes que se abastezcan de agua, alimentos y artículos de primera necesidad ante la invasión rusa del territorio y el avance de las tropas hacia la capital. “Abastecerse de agua, alimentos y artículos de primera necesidad. Preparar ropa de abrigo y mantas para llevarlas a los refugios”, dijo.

Las autoridades de la ciudad alertaron de que esta mañana se han registrado nuevos ataques con misiles en la zona. Zelensky denunció que los bombardeos rusos están afectando a zonas civiles y confirmó “terribles” explosiones en Kiev, equiparables a las registradas en la Segunda Guerra Mundial. “La última vez que nuestra capital experimentó algo así fue en 1941, cuando fue atacada por la Alemania nazi”, dijo el ministro de Exteriores, Dimitro Kuleba.

A las personas que aún están en Kiev se les dijo el viernes que hicieran bombas molotov, mientras se esconden en refugios y sótanos improvisados, a la espera del asalto ruso a la capital ucraniana. Rondas de misiles cayeron sobre Kiev durante la noche y las sirenas de los ataques aéreos se activaron, lo que intensificó la angustia entre los residentes que no dejaron la ciudad de 3 millones de habitantes.

“¡Hagan cócteles molotov, neutralicen al ocupante!”, dijo el Ministerio de Defensa, mientras que las autoridades locales dijeron a los habitantes del distrito de Obolon de la capital que se mantuvieran alejada de las calles porque se acercaban “hostilidades activas”. Algunos residentes se escondieron en las estaciones de metro que se utilizan como refugios antiaéreos, o corrieron a los sótanos de los bloques de apartamentos u otros edificios cuando sonaron las advertencias de bombardeos.

Fuente: La Tercera

Indicadores Económicos
Miércoles 28 de Septiembre de 2022
  • UF: $34.230,99
  • Dólar: $982,83
  • Euro: $941,59
  • IPC: 1,20%
  • UTM: $59.595,00
Clima
Publicidad
Últimas Noticias
Facebook
Twitter

Please set your twitter API settings from here element pack settings to show your map correctly.

logo diario longino
Cambiar Contraseña

Ingrese su dirección de correo electrónico o nombre de usuario. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.