En un operativo durante la madrugada del 8 de marzo, fiscalizadores de la Unidad de Unidad Control de la Contaminación de la SEREMI de Salud de Tarapacá encontraron una serie de fallas en las operaciones de las plantas fiscalizadas, por lo que se iniciaron tres sumarios sanitarios a las empresas administradoras.

La fiscalización se desarrolló entre las 22:30 del miércoles 7 y terminó a las 2:30 horas del jueves 8 de marzo, observándose fuga de vahos en distintos sectores de las plantas Sur y Oriente de Corpesca así como la de Camanchaca.

Durante esta semana la autoridad sanitaria ha recibido denuncias formales a través de la Oficina de Informaciones, Reclamos y Sugerencias (Oirs) por los malos olores que se perciben en Iquique, de modo que las sanciones debiesen aportar a que las empresas apliquen las medidas necesarias para ser más eficientes en sus procesos.