Álvaro Elizalde abordó la política de alianzas que los distintos partidos de la centro izquierda analizan por estos días, pensando en su rol de oposición a partir del 11 de marzo.

En este sentido, el presidente del Partido Socialista retiró su idea de convocar a todos, desde la Nueva Mayoría, incluyendo a la Democracia Cristiana, hasta el Frente Amplio, de manera de construir una mayoría sólida con aspiraciones de gobernar.

“Creo que compartimos ciertos valores y principios, pero, si no nos ponemos de acuerdo entre nosotros, el gran perjudicado no es el Frente Amplio ni la Nueva Mayoría, es el pueblo de Chile”, dijo en el programa Estado Nacional.

Respecto al caso específico de la DC, Elizalde resaltó su valor y lamentó el momento que atraviesa tras la renuncia de 31 militantes.

“Independiente de las diferencias que tengo con Mariana Aylwin y su grupo, no es bueno que los partidos pierdan sus militantes. Espero que la DC resuelva de muy buena forma sus diferencias porque creo que es un actor muy relevante para los desafíos que tenemos por delante”, aseguró.

Rol durante el gobierno de Piñera

Elizalde también explicó cómo será el rol del partido que preside durante la administración de Sebastián Piñera, expresando que “seremos oposición, pero no seremos obstruccionistas ni condescendientes, evaluaremos en su mérito al gobierno”.

Asimismo, deslizó un llamado manifiesto al presidente electo para que conduzca al país de manera clara y corrigiendo los errores de su primer gobierno.

“Espero que Piñera haya aprendido de su primera experiencia, siempre trataba de sacar ‘ventajitas’. En la primera vuelta era ‘no a la gratuidad’ y en la segunda vuelta era ‘sí a la gratuidad’, pero con letra chica”, cerró.