El próximo 6 de octubre, este grupo de 25 docentes chilenos viajará a la ciudad de Helsinki, en Finlandia, para conocer en primera persona los innovadores procesos de enseñanza que se implementan en el sistema educativo de ese país, uno de los más exitosos del orbe según el Informe PISA (Programme for International Student Assessment), que realiza la OCDE a nivel mundial y que mide el rendimiento académico de los alumnos en matemática, ciencia y lectura.

En este grupo de docentes se encuentra el profesor de matemática de la escuela Oasis en el Desierto de la Colonia Agrícola de Pintados, Carlos Sáez, a quien esta beca le permitirá capacitarse con una experiencia de elite internacional, donde los docentes son profesionales altamente valorados y están considerados como uno de los pilares fundamentales del sistema. En Finlandia, ser profesor es sinónimo de prestigio y autoridad dentro de los centros educativos y también en toda la sociedad.

“Espero encontrar la forma de implementar la visión de educación que ellos tienen, en nuestra sociedad, tomando en cuenta las diferencias culturales y económicas. También observar la interacción que se produce entre educadores y educandos, que en nuestras aulas se basa en la afectividad y en el conocimiento de nuestros estudiantes, sobre todo en el mundo rural”, dijo Carlos Sáez.

SQM financia esta beca, y en conjunto con la Corporación Crea+ organizan esta pasantía para que profesores chilenos conozcan el decisivo rol de una formación docente de alta calidad dentro del sistema educativo finlandés.

“Tenemos la convicción que a través de la educación se pueden crear nuevas oportunidades de crecimiento para los niños, jóvenes y adultos que viven lejos de los centros urbanos, en especial en las localidades vecinas a nuestras operaciones”, señaló Pablo Pisani, gerente de Sustentabilidad de SQM. “Las acciones de nuestros programas sociales siempre son consensuadas y validadas con las comunidades beneficiadas, así generamos nuevas y mejores oportunidades para los habitantes de cada localidad, cimentando lazos de confianza y perdurables en el tiempo”.

En tanto, Víctor Berríos, director de la Corporación Crea+ -que con el apoyo de SQM, también asesora a otras 5 escuelas de la zona-, explicó así la relevancia del trabajo que están realizando: “Atendiendo a nuestra visión de ser referentes en el área de las matemáticas hemos organizado una pasantía para conocer los procesos de enseñanza integrada de las matemáticas, la ciencia, la ingeniería y la tecnología (STEM por su sigla en inglés) tendencia de los sistemas educativos más desarrollados en el mundo; estamos seguros de que esta experiencia será muy enriquecedora para las escuelas, sus profesores, y por consiguiente para los alumnos de estos profesores”.

El grupo de profesores visitará escuelas en las ciudades de Helsinki y Jyväskylä, y en esta última también han sido invitados a la facultad de educación de la Universidad de Jyväskylä.

El secreto

El Informe del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes, PISA, que realiza la OCDE a nivel mundial, determinó que Finlandia es uno de los mejores países del mundo en calidad de alfabetización, matemática y ciencias.

El secreto del éxito se puede encontrar en la falta de pudor a la hora de realizar profundos cambios al modelo. Por ejemplo, la educación formal es obligatoria entre los 7 y 16 años. Además, los estudiantes no pagan por ningún material escolar y los municipios garantizan el transporte para aquellos que viven a más de cinco kilómetros de la institución escolar a la que asisten.

La docencia se basa en un sistema de enseñanza personalizado. Desde los primeros cursos se interviene en el proceso de aprendizaje de cada alumno, poniendo el énfasis en las debilidades y dificultades que puedan existir. Esto garantiza que los potenciales problemas se diagnostiquen a tiempo y se respeten los distintos ritmos de aprendizaje de cada niño.

El sistema de evaluación evita los números, desalentando así la competencia sin sentido entre alumnos. No se realizan exámenes ni se otorgan calificaciones hasta que los niños alcanzan quinto grado con 11 años, y los informes acerca del rendimiento que reciben los padres son de naturaleza descriptiva y no evaluativa como lo hacen la mayoría de los sistemas educacionales, incluido el chileno.

Otro punto relevante es que la educación en Finlandia es gratuita y de acceso universal, lo que es financiado en su totalidad por el Estado, a través de la recaudación de impuestos y en el marco de un sistema de protección social altamente desarrollado.