El parlamentario en exclusiva fue contactado por El Longino en Paraguay, hasta donde viajó tras suspender su programada concurrencia a la fiesta de La Tirana, a raíz del fallecimiento de su suegro, el padre de Sylvia Eyzaguirre, su actual pareja y madre de su hija Flavia. Hoy se perfila como el  nuevo “León de Tarapacá”.

Cuando ya creíamos haber visto todo en hazañas en Iquique, el senador y candidato a la reelección por la Región de Tarapacá, el doctor Fulvio Rossi Ciocca, sorprendió a la opinión pública este viernes al enviar a los medios una declaración para anunciar que no se presentaría a la audiencia de formalización por un presunto delito tributario, que solicitó el fiscal Pablo Gómez, tras ser emplazado horas antes por el parlamentario.

En la víspera, Rossi, el “Nuevo León de Tarapacá”, tras 2 años y medio de investigación desformalizada, había solicitado que el Ministerio Público pidiera su desafuero o se pusiera término a la investigación por una de las aristas del caso SQM, en el que se le imputa un presunto delito tributario ocurrido hace 5 años, por una boleta emitida por una ex asesora.

Tras sorprender públicamente a todos, a través de una declaración, que dimos a conocer ayer, y en la que Rossi anunció que no concurriría a la audiencia programada para el próximo 16 de agosto, El Longino –para profundizar en el tema- logró ubicar en forma exclusiva al senador en Paraguay, hasta donde viajó tras suspender su programado y tradicional viaje a la fiesta de La Tirana, a raíz del fallecimiento de su suegro, el padre de su actual pareja, Sylvia Eyzaguirre, madre de su pequeña hija Flavia.

“¿Quiere que le diga lo mismo que ya dije, que no voy a asistir a la audiencia de formalización? –respondió- Sí, no voy a ir, porque ya no me queda tiempo y quiero tener la posibilidad de defenderme, porque soy inocente y la única opción que tengo ahora, con una audiencia programada para el 16 de agosto, es decir, para tan solo 3 meses antes de las elecciones senatoriales, es que mi inocencia sea resuelta en una audiencia de desafuero ante el pleno de ministros de la Corte de Apelaciones de Santiago, porque allá está radicada la causa”, argumentó.

-Pero usted está desafiando a la Fiscalía…

-Si usted lo quiere ver así, véalo así. A choro, choro y medio. La Fiscalía quiso que esto llegara a este límite, no yo. A mí no me queda tiempo. Mi desafío es a un fiscal que ha sido incapaz en dos años y medio de resolver un caso. Un año atrás otro gallo cantaría. Pero, después de dos años y medio, tras una investigación desformalizada, en la que no tuve posibilidad de defenderme y ahora, queriendo presentar los mismos hechos de hace más de un año…déjeme dudar de la imparcialidad del persecutor, al menos. Y recién ahora me quieren formalizar y con los mismos hechos que tuvieron a la vista hace más de un año. ¿Por qué no me formalizaron hace un año? ¿Por qué esperar a estar encima de las elecciones? Qué quiere que le diga… no me queda más que pensar que la Fiscalía esperó al máximo, para forzarme a poner término a esto, antes de las elecciones, para llegar a un acuerdo, pensando en que yo aceptaría lo que fuera con tal de salir de rápido.

-¿Y no lo ha pensado?

-Para serle franco, me lo ofrecieron, pero soy iquiqueño de corazón, usted es de El Longino, y los iquiqueños somos luchadores por esencia.

-¿Pero se arriesga a perderlo todo?

-Estoy convencido de mi más absoluta inocencia. Y, como dije en mi declaración, mantengo mi postura inicial y reitero al Ministerio Público que solicite formalmente mi desafuero al más breve plazo. El mío, mi plazo, ya empezó este viernes, a correr…

Quiero que sean los Tribunales de Justicia, un órgano jurisdiccional independiente, y no una instancia meramente administrativa- como dije- los que tomen la decisión, porque no confío en la imparcialidad ni objetividad de la Fiscalía. ¿Usted creería que esto no es lo más escandaloso que hemos visto hasta ahora en intervensionismo electoral en años?

-¿Pero usted se refugia en su fuero?

-Eso sería correcto afirmarlo hace un año, al menos, pero ¿con una audiencia prevista para tres meses antes de las elecciones? No. No me vengan con cuentos, menos de alguien que –según muchos lo han catalogado- se cree el “paladín de la justicia”. Espero que muchos, que no han tenido la oportunidad de desafiar a la Fiscalía frente a situaciones injustas, como yo lo hago ahora, se sientan identificados con mi causa, porque se puede. Los iquiqueños somos luchadores. Y, lo más importante, es estar convencido de la inocencia, porque yo lo estoy de la mía.

-Pero dígame en serio, un acuerdo ahora ya, ¿lo aceptaría?

-Yo no voy a llegar a un acuerdo, porque los inocentes no llegamos a acuerdos. Así lo dijo el “León de Tarapacá”, porque fue respaldado por los liberales y radicales de la época.