Diversas empresas han tomado cartas en el asunto del terrorismo en Internet, ya que muchas redes sociales están siendo utilizadas hoy en día para reclutar gente y promover este tipo de contenidos. YouTube se sumó ayer a esta tendencia benévola, anunciando cuatro medidas que ayudarán a impedir que estas personas suban esta clase de videos a su plataforma, resume The Verge.

La primera de ellas corresponde a la ampliación del programa de marcadores de confianza, una instancia que entrega ciertos beneficios a un grupo seleccionado de gente, usualmente a miembros de distintas ONG para marcar contenidos sospechosos. De 63 instituciones que hoy integran esta iniciativa, pasarán a ser 113 dentro de los próximos meses, todo con el fin de entregarle un poco más de poder a sus usuarios para poder eliminar esta clase de videos (aunque los usuarios normales también pueden poner su granito de arena).

La segunda es la utilización de machine learning para identificar producciones audiovisuales que promuevan el terror de manera más rápida, siempre dependiendo de seres humanos para discriminar de manera empírica a estos archivos. Esta es otra utilización de esta técnica por parte de Google, quienes están aplicando este tipo de tecnología para, básicamente, todos sus servicios a lo largo y ancho de Internet.

La tercera es la aplicación del programa Creators for Change, el cual redireccionará a videos con propaganda antiterrorista a aquellas personas que estén interesadas en unirse a grupos como ISIS. Respecto a este punto, si bien podría “violar” nuestra privacidad de cierta manera, Google aún tiene que entregar mayores detalles sobre dicha instancia.

Finalmente, la cuatra instancia es la aplicación de un filtro no violento contra estos archivos, el cual no eliminará el link en cuestión, pero tampoco lo mostrará públicamente. Dicha medida entregará un aviso a la persona que haya subido ese video para que lo baje, ocultándolo para el público general.

Todo lo anterior fue detallado punto por punto por Kent Walker, consejero general de Google en Europa, en el blog de esta empresa, a modo de reacción para los recientes eventos relacionados a este tema en el viejo continente.

Fuente: fayerwayer.