Obras y equipamiento que superan los 423 millones de pesos son las que se ejecutan en la base reguladora Samu de la Región de Tarapacá, trabajos, que se ejecutan al interior del Hospital de Iquique, fueron inspeccionados por la intendenta de Tarapacá, Claudia Rojas Campos, quien verificó el avance por sobre el 80% de este proyecto.

Las nuevas dependencias responden a la incorporación de esta unidad a la red nacional de centros reguladores, en la que Iquique es referente en el norte grande de nuestro país con el fortalecimiento de su recurso humano y la flota de ambulancias.

La intendenta de Tarapacá, Claudia Rojas, recordó la entrega de tres nuevas ambulancias que se unió este verano a la flota de emergencia y aseveró que para el Gobierno la entrega de salud es una preocupación permanente y un tema prioritario. “Esto demuestra que avanzamos. También tenemos otras obras como el Cesfam de Pica que ya está terminado, la posta de Pachica que pronto entregaremos, el Cecosf de La Tortuga, el Cesfam de Huara que inició oibras y el de Pozo Almonte que entregaremos este año”.

El director (s) del Servicio de Salud Iquique, doctor Felipe Platero, confirmó que en esta nueva infraestructura se coordinará el trabajo prehospitalario del norte grande en coordinación con la Región de Arica y Parinacota.

La jefa de Samu, doctora Marisol Noriel, recordó que a diario reciben más de 200 llamados de emergencias, de las cuales cerca de 65 generan salidas a diferentes puntos de la Región de Tarapacá donde se requiere asistencia prehospitalaria.

“Somos la primera respuesta ante emergencias, por lo que nuestro recurso humano se ha visto fortalecido durante los últimos dos años para mejorar la oportunidad y dar equidad a todos quienes lo necesiten”, aclaró Noriel, quien recordó que son el ente regulador que coordina a todas las ambulancias de la Región de Tarapacá.