Un nuevo golpe al contrabando dio Carabineros al detectar un camión que se trasladaba por la ruta 5 norte, transportando en el sector de su carga 124 mil cajetillas de cigarrillos de forma ilegal.

Durante un control carretero realizado por personal del Retén Quillagua cerca de las 22 horas de ayer, los uniformados fiscalizaron al conductor de un camión que se encontraba estacionado al costado de calzada, identificado como D.G.P. (53), de nacionalidad boliviana, quien les señaló que el vehículo presentaba un problema mecánico.

Continuando con la inspección del vehículo, los uniformados observaron que en la parte posterior se encontraban los cigarrillos de contrabando, avaluados en cerca de 124 millones de pesos además de dos motocicletas marca BMW de las cuales no mantenía ninguna documentación.

Al verificar el registro de la patente y el número de chasis de las motos, se verificó que los propietarios de ambos vehículos mantenían domicilios en las ciudades de Chillan y Los Ángeles, concurriendo el personal de las respectivas comisarías para entrevistarse con los dueños, quienes que no tenían antecedentes de dichas motocicletas.

Por no tener ningún documento que acredite la procedencia, ni el permiso del transporte y de la carga, se procedió a la detención del conductor del camión por el delito de “contrabando”.

Se informó al fiscal de turno de Pozo Almonte sobre el procedimiento y las especies incautadas fueron entregadas a personal de Aduanas.

El Teniente Coronel Cristian Alarcón Garrido, Subprefecto Rural Fronterizo comentó que “Carabineros mantiene una planificación de controles preventivos en las rutas de la Primera Región, intensificando las fiscalizaciones, con motivo del fin de semana largo por el feriado religioso que se aproxima“.