Un arduo trabajo realizó personal de Aseo y Ornato de la Municipalidad de Alto Hospicio tras terminada cada jornada de carnaval, con la finalidad de mantener la comuna limpia y aseada para los vecinos.

Es así como luego del cierre de cada jornada, una cuadrilla de 7 personas se dedicó exclusivamente a limpiar el lugar donde se efectuó el carnaval, así como también sus alrededores.

En total se sacaron 40 toneladas de basura, para lo que se utilizó tres camiones que permitieron durante las horas continuas al cierre de carnaval dejar todo limpio.

El alcalde Patricio Ferreira destacó la labor del personal de Aseo y Ornato, comentando que “gracias al esfuerzo de ellos pudimos mostrar una ciudad limpia tras las noches de carnaval en La Pampa, El Boro y el centro de Alto Hospicio. Esta cuadrilla trabajó durante toda la madrugada para que al despertar los vecinos pudieran ver limpia sus calles, desde donde se recogieron 40 toneladas de basura, que no es menor”, dijo el edil.